Cómo romper un mal hábito: 5 consejos poderosos

Cómo romper un mal hábito es un tema que desconcierta a muchas personas. Muy a menudo persistimos en comportamientos que pueden tener consecuencias negativas y, a veces, potencialmente mortales, pero como el conejito Energizer, sigues y sigues y sigues…

Para empezar, es útil considerar qué se entiende por hábito. Nuestro amigo Webster lo define como «un patrón de comportamiento habitual». Lo que también se sabe es que el pensamiento, el sentimiento y la acción se pueden dividir en dos amplias categorías, consciente y subconsciente.

La mente consciente se refiere a la parte del yo que es crítica y analítica; piensa y razona. Esta es la parte del yo que reconoce que cualquier recompensa o satisfacción que se derive del comportamiento problemático se verá superada por sus consecuencias.

Tu mente subconsciente se refiere a la parte del yo que es habitual y automática, no piensa ni razona, simplemente responde de la manera en que ha sido condicionada para hacerlo. La mayoría de los hábitos son benignos e incluso útiles, como cepillarse los dientes, usar automáticamente una señal de giro al conducir, etc. Sin embargo, los hábitos también pueden ser terriblemente destructivos, como en el caso de aquellas personas que continúan consumiendo alcohol y drogas de manera destructiva, incluso cuando los resultados negativos son obvios.

Entonces, ¿hay algo que se pueda hacer? A veces es necesario obtener ayuda externa, especialmente si la situación plantea una salud y seguridad inminentes. Sin embargo, ya sea que obtenga asistencia profesional o no, aquí hay cinco consejos que pueden resultarle útiles.

Espere que se sienta extraño al principio cuando se detenga. Prueba este experimento. Entrelaza tus dedos y observa qué pulgar descansa en la parte superior, el derecho o el izquierdo. Ahora sepárelos y vuelva a sujetarlos intencionalmente con el pulgar opuesto en la parte superior. Se siente extraño, ¿verdad? Cualquier cambio, bueno o malo, se sentirá incómodo al principio; por lo general, toma alrededor de un mes para que se sienta normal para usted.

Superar la noción de impotencia. Es una opinión popular que muchos comportamientos problemáticos duran toda la vida y son incontrolables, pero la ciencia detrás de esta noción es pobre en el mejor de los casos. Bastantes personas, por ejemplo, beben alcohol en exceso durante sus años universitarios y luego descontinúan este comportamiento poco saludable a medida que las responsabilidades del trabajo y la familia asumen roles más prominentes. Lo crea o no, el método más exitoso para superar un comportamiento problemático es simplemente decidir detenerse. Espera evolucionar.

Vea el comportamiento en el contexto total de su vida. Recuerda la canción de los Rolling Stones sobre «No puedo obtener no, ¡SATISFACCIÓN!» ¿Es que eres un «adicto» o que simplemente no estás contento con tu vida en general? Los datos de salud pública nos dicen que mientras el 10 % de los médicos y abogados fuman, más del 60 % de las camareras son fumadores. El primer grupo probablemente tiende a encontrar la vida más satisfactoria que el segundo. ¿Qué pasos activos tendrías que dar para mejorar tu vida personal, profesional y espiritual? ¡El beber/fumar/drogar/comer en exceso ciertamente no está haciendo el trabajo!

Elimine intencionalmente las señales del antiguo comportamiento. Aunque apenas lo reconozcamos, la mayoría de nuestras acciones siguen una secuencia predecible de eventos, donde un estímulo provoca una reacción inconsciente. ¿Bebes en exceso con cierto grupo de personas? ¡Deja de salir con ellos!

¡Recuerda que lo vales! Puede sentirse avergonzado de sí mismo debido a sus comportamientos pasados. Esto puede tender una trampa en la que no te sientas digno de una vida mejor, lo que a su vez hace que apagues ese dolor con el hábito que te ha complicado la existencia. Considera aceptar esta idea. Vales la pena simplemente porque naciste como un niño de padres humanos. Nunca ha habido nadie como tú en el pasado, ni habrá otra persona exactamente como tú en el futuro. Hay una razón por la que estás aquí ahora, encuéntrala.

Rate this post