Vape Pen Vs Joints: ¡Dilema de los fumadores!

A pesar de que se traducen como «no modernos», los cigarrillos electrónicos se consideran poco atractivos, ¡pero la tecnología utilizada para crear vaporizadores es cualquier cosa menos anticuada! Especialmente para los consumidores de cannabis, la tecnología combinada puede ser una alternativa viable para alguien a quien no le gusta fumar marihuana en un porro. Pero hay personas que no quieren fumar con una pajita incandescente de alta tecnología. Para muchos, liarse un porro funciona, pero para otros, esta tecnología ha demostrado ser bastante popular. Vapear es una manera fácil de consumir la planta como un cigarrillo de cannabis. La única diferencia es que uno funciona con un puerto USB mientras que el otro usa un encendedor. ¡Ambos te llevan allí, alto y feliz!

Bolígrafos Vape

El futuro está aquí. Y para los consumidores de cannabis, es una alternativa que empieza a tener sentido. Los líquidos electrónicos utilizados en los cigarrillos electrónicos se pueden reemplazar con aceite de cannabis en el cartucho que utiliza la misma metodología. Algunas marcas incluso permiten a los usuarios moler flores para que puedan utilizarse en la cámara de calentamiento que se calienta sin quemarlas. Esto activa el ingrediente principal sin dañar el dispositivo. Es una forma nerd de usar la hierba. Comprender esta tecnología, que por cierto no es complicada, ya que el uso con marihuana no estaba destinado para ello en primer lugar. La forma clásica de consumir cannabis ha experimentado un cambio y con los vaporizadores, está preparado para adoptar incluso las formas más poco ortodoxas.

Juntas Convencionales

Para millones, esta es la forma de drogarse. Algunos lo muelen y lo enrollan usando papeles que son mucho más seguros que los cigarrillos normales. Usar vaporizadores o porros es como preguntarle a alguien si prefiere vehículos de transmisión automática o manual. Cada uno tiene su propia opinión. Si bien muchos prefieren la transmisión automática, lo mismo puede decirse de los consumidores de cannabis. Las ventajas de los porros liados son que no se agotan hasta la última bocanada y no requieren pilas para disfrutar realmente del momento. No tendrás que correr por el cable de carga en virtud de una bocanada de más. Pero armar un porro puede ser un dolor de cabeza y algunas personas generalmente se desaniman por la saliva que se usa para liar un porro. No está completamente libre de problemas, así que, nuevamente, depende de la preferencia del individuo.

Aunque los fanáticos del vapeo pueden disfrutar de una gran variedad de e-juices y e-liquids, todavía hay un largo camino por recorrer. Teniendo en cuenta el tipo de atención que atraen tanto las industrias como los sectores, hay muchas investigaciones y estudios que deben llevarse a cabo para afirmar los efectos a largo plazo tanto de los vaporizadores como del cannabis. Pero por el momento, usar un vaporizador para disfrutar de un poco de cannabis de manera cómoda será el aspecto más atractivo de esta tecnología no tan reciente que está ganando popularidad rápidamente entre los diversos rangos de fumadores.

Rate this post